A Leonardo Ledesma lo echaron porque, según la Comuna, su nombre está en la investigación interna por el robo de una moto secuestrada en un operativo.


 

Leonardo Ledesma recibió el telegrama de despido de parte del área Recursos Humanos del Municipio de San Luis el 16 de marzo. Hasta ese día trabajó como motorista de la dirección de Tránsito municipal: los argumentos por los cuales no le renovaron el contrato son, primero, la cláusula por la que la Intendencia puede prescindir de los contratados cuando lo disponga; el segundo, le dijeron que su nombre aparecía en la investigación administrativa por el escandoloso robo de una moto del corralón de Tránsito en un fecha no determinada entre noviembre de 2016 y enero pasado.

 

Pero el ex empleado municipal asegura que es habitual que  a las motos secuestradas le falten partes cuando son retiradas y que hace pocos días “desapareció” otra moto. También reveló el faltante de un equipo de GNC de un auto en circunstancias poco claras.

 

Ledesma explicó que él y un compñero de trabajo participaron del procedimieto en el que le secuestraron la moto a Andrés Pascuali en noviembre del año pasado por no  tener la documentación del rodado -una Yamaha 125-, ni carné de conducir.

 

“Primero dijo que la moto no era de él, que se la habían prestado, después, que le habían robado los papeles pero no tenía la denuncia por robo. Entonces se le retiene el vehículo que es trasladado al corralón”, resumió Ledesma.

 

Los vehículos secuestrados pasan directamente a una jaula a la que tienen acceso dos personas por turno, uno de ellos es el jefe de operaciones. Son ellos los que tienen la llave para entrar a la jaula donde ahora hay cerca de 900 motos.

 

Es decir: un motorista o cualquier otro empleado de Tránsito no pueden ingresar a la parte del corralón donde están los vehículos retenidos.

 

Ledesma consideró que a la moto de Pascuali se la llevaron en un vehículo, que no la sacaron andando. En el período en que ocurrió el robo el corralón no contaba con cámaras de seguridad, dijo el ex expleado municipal, por lo que es imposible determinar cuándo se la llevaron.

 

Ahora Ledesma prepara acciones legales contra la Comuna. “No es por el despido sino porque me involucraron en el robo de esa moto”, aclaró.

[ad_2]

Fuente: San Luis 24

Compartir