El ministro de Seguridad, Ernesto Nader Ali, dijo que los vecinos reciben con satisfacción los procedimientos. “Van a continuar”, anunció.

"Los megaoperativos de la Policía mejoran la prevención", señaló el ministro de Seguridad.

“Los megaoperativos de la Policía mejoran la prevención”, señaló el ministro de Seguridad.

Como responsable político del desempeño de la Policía de San Luis, el ministro de Seguridad de la Provincia, Ali, sostiene que los megaoperativos que lanzan todas las semanas, cualquier día, en cualquier ciudad o pueblo, son exitosos desde todo punto de vista. “No tengo ninguna duda de que estos operativos son bien acogidos por los vecinos y no tengo ninguna duda del resultado preventivo que nos están dando, y del resultado que nos van a dar a la hora de hacer una revisión del mapa del delito”, le dijo el funcionario a El Diario.

Desde que decidieron iniciar esos amplios procedimientos, en los que controlan a las personas y los vehículos en que circulan, han efectuado ya veinticinco, la mayoría en la capital y en Villa Mercedes, pero también en localidades del interior. Y van a continuar, adelantó.

“Estamos muy contentos, los resultados son óptimos. Se han realizado más de 25 operativos sorpresa en toda la provincia. Incluso (la semana pasada) se realizaron dos en forma conjunta y uno en todos los puestos limítrofes, en los que se trabajó con efectivos de Policías de otras provincias”, dijo el ministro.

Esa coordinación interprovincial fue acordada en una reunión que mantuvieron en Córdoba los ministros de Seguridad de las provincias del centro del país, poco después de que asumió Alí. Lo hicieron “para saber qué está ocurriendo en cada territorio, porque generalmente lo que está pasando en una provincia llega a las otras en algún momento”.

Para el funcionario puntano  “son preocupantes los índices de pobreza que tienen Córdoba, Mendoza y San Juan”. “Son tremendos, superan el cuarenta por ciento en todos los casos, y Córdoba, además, tiene un índice de indigencia del diez por ciento, según datos oficiales del Indec”, dijo. Y “eso –acotó– tiene incidencia después en la seguridad” y en la migración de delincuentes y de modalidades delictivas.

De todas ellas, las que más preocupan a Alí son las relacionadas con las drogas. “Estamos muy enfocados en lo que tiene que ver, en principio, con el narcomenudeo y lo que hay detrás, el narcotráfico. Es como la manzana podrida adentro del cajón. Tenemos que extirpar esa manzana, porque eso es lo que, consideramos, da lugar a una serie de delitos posteriores”, dijo.

Ministro de Seguridad, Ernesto Nader Alí.

Ministro de Seguridad, Ernesto Nader Alí.

Prevenir, sobre todo

Explicó que el propósito de los operativos sorpresa es “fundamentalmente la prevención del delito” y agregó que son eficaces porque han permitido interceptar a “personas que están in fraganti (en plena comisión de un ilícito) y a otras que iban a cometer un delito”. “Y así, además, se conoce el territorio a la perfección, lo que nos permite hacer luego el trabajo de manera correcta”, agregó.

¿Qué responde a los cuestionamientos de que tales megaoperativos cercenan la libertad ambulatoria de las personas, en especial los jóvenes?, le preguntó el periodista. “He leído en El Diario de la República la opinión de una dirigente político, de La Cámpora creo, que decía que no hay que estigmatizar. Tomamos todas las críticas y por supuesto que trabajamos con ellas, porque en la medida en que sean constructivas nos ayudan a mejorar. Esa es una crítica puntual que recuerdo y después no he recibido otras”, afirmó Alí.

Cuando le consultaron si le ha dado alguna instrucción en particular a la Policía, para evitar eventuales abusos de poder, por ejemplo con la aplicación de la detención por averiguación de antecedentes y medios de vida, el responsable de la Seguridad en la provincia respondió que les ha “recalcado que tengan cuidado en ese sentido”. “De todos modos –sostuvo– miré las estadísticas de los más de veinte operativos que hemos realizado y no logramos detectar algo que justifique esa crítica que nos habían hecho”.

Los controles son coordinados, en cada oportunidad, por alguna de las cinco unidades regionales en que la Policía ha dividido el territorio provincial y, además, de la comisaría con jurisdicción en la zona donde se lleva a cabo, participan la Caminera, el grupo táctico COAR (Cuerpo de Operaciones de Alto Riesgo), el Comando Radioeléctrico, la Comisaría del Menor, la División Respuesta Inmediata Motorizada (DRIM).

Esta última brigada, puesta en funcionamiento el 8 de marzo de este año y equipada solamente con motopatrullas, ha resultado muy eficaz en la prevención de algunos robos. Y en otros casos en que no alcanzó a abortar el delito por lo menos persiguió, localizó e interceptó a los autores.

“Esta unidad, creada para tener una rápida intervención contra los ‘motochorros’, ha tenido excelente resultado”, enfatizó el ministro de Seguridad.

Nota y video: El Diario de la República.

Foto: ANSL.

[ad_2]

Fuente: ANSL